martes, 13 de diciembre de 2016

Desde el avión se ven las nubes como un rebaño de ovejas bieeeen juntitas, y poco a poco haciendo claros. Entre los claros se empieza a ver la tierra, los campos. Es como si fuera otro mundo subterráneo, "sub-rebaño" xD Se lo digo a Lucas y me río, vaya calatravas. El avión va bajando y por unos momentos formamos parte del rebaño. No hay nada más que lana. Y luego, poco a poco, la tierra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario